¿Qué se hubiera perdido el mundo si HoneyGirl no nos hubiera contado su historia?

Como todos los lunes, una nueva historia  #ExperienciaInfertil

Honey-GirlComo todos los lunes, hoy os traigo la novena historia dedicada a la experiencia vivida en este camino hacia la maternidad llamado infertilidad. Este pequeño proyecto llamado #ExperienciaInfertil va creciendo poco a poco gracias a vuestras historias, al hecho de que nos abrís vuestro corazón para enseñarnos todas las opciones que tenemos a nuestro alcance. ¿Qué se perdería el mundo si no conociera tu historia? nació con una idea muy sencilla… la de decirle al mundo entero que un camino como este no tiene porque ser transitado en soledad y que, si nos caemos, siempre habrá un centernar de manos dispuestas a ayudarte y apoyarte.

Hoy le toca el turno a HoneyGirl, quien se ha ofrecido a contarnos su historia y darnos tanto su visión y su experiencia en el terreno de la infertilidad, así como su consejo dentro de esta aventura.

¡Espero que os guste su historia!

♥ NOMBRE O PSEUDÓNIMO, EDAD, EMAIL, PERFILES EN REDES SOCIALES, ETC.

Soy HoneyGirl acabo de cumplir 37 años, mi pareja 38. Acabo de abrir una cuenta en Twitter @elplanB, aunque aún no sé cómo funciona pero espero pronto poder unirme a la #infertilpandy. Mi email es honeygirlelplanb@gmail.com

¿CUANTO TIEMPO LLEVÁIS INTENTANDO SER PADRES?

En realidad nada, me refiero que de manera natural nada. No he tenido la suerte de buscar el embarazo de forma natural ya que cuando conocí a mi pareja (hace 2 años) ya sabía que tenía “un problemilla” llamado oligoastenoteratozoospermia severa. Él tiene un hijo de su anterior relación concebido a la primera a través de FIV+ICSI (2 embriones C y D) y los médicos no les daban mucha esperanza. Pero allí está el niño sanote y muy guapo, aunque los padres al poco tiempo de conseguir ese milagrito deciden separarse. Volviendo al tema, pues sabiendo los antecedentes de mi pareja y que los médicos le han dicho que provocar un embarazo natural en su caso es imposible, al poco tiempo dejamos de usar protección, pero tengo que reconocer que aunque sabía que era prácticamente imposible, tenía una pequeña esperanza de no tener que pasar por los pinchazos ni conocer el mundo de la reproducción asistida que incluso lo veía como un poco contra mis creencias, ya que soy de un país muy católico (que ingenua de mi…ahora estaría encantada de poder pincharme y pasar por todo el proceso las veces que hiciera falta para cumplir mi gran sueño). Desde pequeña deseaba ser madre y mi miedo más grande era que no lo iba a conseguir (a veces me pregunto si no lo habré atraído inconscientemente temiéndolo tanto). Con anteriores parejas que estuve las cosas nunca llegaron a cuajar, y una vez que conozco a mi actual pareja- la verdad que fue un flechazo por parte de los dos- me viene con esa “tara” (ingenua de mi la que más tara tenía era yo y sin saberlo). Al principio de nuestra relación y tras mi miedo que él ya tenía un hijo e igual no iba a querer tener más, me aseguro que tener un hijo es lo más maravilloso del mundo y que por supuesto le gustaría formar una familia y tener más hijos. De momento tenemos el suyo para “practicar” (lo tiene en custodia compartida, así que una semana el niño esta con su madre y otra semana con su padre) y ya más adelante sabiendo que lo nuestro si o si iba a ser una FIV+ ICSI, iríamos a por el nuestro en el momento adecuado. Pero algo pasó el verano pasado…No me bajaba la regla (la verdad que mi regla muy regular nunca fue, y desde hace unos años cada vez se retrasaba más, pero ya era el día 45 o más y nada de nada) que es lo primero que se me pasa por la cabeza? A que ha ocurrido el milagro?! Que en mi familia ya pasó una vez (tengo una prima que con 21 años y tras pasar por varias operaciones le dijeron que nunca iba a poder ser madre y 5 años después se quedó embarazada de gemelas! Os aseguro que no fue por ningún tratamiento; además en mi familia tenemos antecedentes de gemelos). Volviendo a mi falta, pues claro digo yo! Los milagros que pasan en mi familia! Me hice el test de embarazo, negativo por supuesto, que poco ha durado mi ilusión, pero la regla seguía sin bajar…Digo será por el calor? Será por el viaje a ese país lejano y cambio de clima? A mi vuelta de vacaciones a principios de septiembre fui a hacerme la revisión anual al ginecólogo que justo tocaba y aproveché para decirle que ya tenía casi 3 faltas. Por supuesto la primera pregunta que me hizo fue si podría estar embarazada, le dije que no, que me había hecho 3 test y todos negativos. Me hizo la citología y la analítica de sangre. Cuando fui a por los resultados allí descubrimos el pastel. Mi FSH estaba en 38! (es cierto que la analítica no fue el día 3 sino al menos 74, pero el diagnostico de mi médico me dejó helada, dijo: chica, es una cosa muy rara pero, estás ya en la pre menopausia! No me lo podía creer! Cómo? Si solo tengo 36 años!!! Pero si todavía no me he puesto ni a buscar el embarazo, de hecho siempre he sido muy cuidadosa y ponía medios para no tener un embarazo no deseado (un embarazo no deseado- que ironía no?). Estaba hundida, aunque todavía no teníamos pensado ir a por nuestro bebé, mi pareja me llevó “de urgencia” al centro de RA donde fue concebido su primer hijo (con tan buen resultado). Al ver mis resultados lo primero que me han dicho que hay varios métodos para tener un hijo, desde las relaciones sexuales a … ovodonación- y allí empezó profundizar más sobre el tema. Justo era mi tercer día de la regla (que por fin se dignó a bajar) me hicieron la eco, en la que no se visualizaban los folículos antrales, me hizo otra vez la analítica y la AMH. Cuando fuimos a ver los resultados casi me muero- fue el peor día de mi vida con creces: la AHM 0,06!!! Vamos casi indetectable. Llegamos a casa los dos llorando. Me acababan de decir que “se me pasó el arroz”- el miedo más grande que tenía se acababa de confirmar. Sentía la rabia e impotencia, por qué yo? Por qué me pasa mí? Si ni siquiera he tenido oportunidad de buscar el embarazo, si ni siquiera había pasado por esa experiencia que tiene que ser tan bonita (si no se prolonga demasiado en el tiempo claro está). Aquí mi pareja se portó genial, yo estaba hundida, vivía como en una nube gris casi negro muy lejana, que todo eso no iba conmigo y me dejaba llevar, él se encargó de todo, yo me encerré en mi misma, empecé a leer los blogs, experiencias de la gente, conociendo el mundo infértil, me daba igual todo lo que me rodeaba…a todo eso la compañera del trabajo que tengo a mi lado se quedó embarazada, y como yo era la única del grupo de café que no tenía descendencia aun, empezaron las preguntas: bueno y tú para cuándo? A ver si se te pega que eso es contagioso (ojala! Pensé yo). Fueron unas semanas muy malas, empecé a alejarme de mis compañeras con las que solía comer y tomar café a diario. Entré en una espiral muy mala, no quería hablar ni quedar con nadie, solo quería estar sola o con mi pareja. Lloraba de impotencia varias veces al día, sentía tan profunda tristeza que pensaba que nunca se me iba a pasar y que jamás iba a volver a ser yo o a reír. Hemos ido a varias clínicas y en casi todas me decían lo mismo: ovodonación, en alguna que se podía hacer algún intento con FIV+ ICSI, pero con muy pocas probabilidades. Yo lo de la ovodonación no quería ni hablar! Quería que mi hijo/a se pareciera a mí, que llevara mi carga genética! Mi pareja se puso a investigar sobre la baja reserva ovárica, sabíamos que el porcentaje era muy muy bajo, pero como nos dijo uno de los médicos especializados en la materia existen tres posibilidades: 1) No hacer nada 2) Intentar un tratamiento 3) Ovodonación con tasas de éxito por encima del 60%. Empezamos a ir los dos a la acupuntura (que mi pareja leyó que ayudaba también en casos de infertilidad), yo 2 veces por semana y él 1, además de tomar la maca, L- Arginine y aceite de onagra. Decidimos que durante el noviembre y diciembre vamos a prepararnos para en enero empezar el tratamiento. Mi pareja quería empezar nuestro primer tratamiento en el prestigioso Instituto de Alicante especializado en la baja reserva ovárica. Yo tenía mis dudas, que al principio me daba cosa eso de viajar desde Madrid a Alicante cada dos por tres para ir haciendo “mi cestita con huevos” (el Dr. nos dijo que para tener más posibilidades de éxito, primero habría que acumular los ovocitos, ya que sabíamos que mi respuesta iba a ser muy baja). Al final convencí a mi pareja para hacer el primer intento en una clínica en Madrid en la que nos entraba una FIV gratis gracias al seguro médico. Era una clínica pequeña, pero el Dr. me había caído bien y al menos no me dijo la palabra odiada por mi (ovodonación) para empezar. Me dijo que está opción siempre va a estar pero primero hay que “cerrar las puertas” e intentar con mis óvulos al menos 2 ciclos, que todavía soy joven y después ya pasar al plan B. El mes de enero fue el ciclo con observación, cada 5 días una eco, había un quiste así que para empezar el mes siguiente antes había que eliminarlo. Como una curiosidad: mi pareja tenía el seminograma del año 2012 con el diagnostico de oligoastenoteratozoospermia severa como había mencionado antes; nos pidieron el seminograma nuevo y…no nos lo podíamos creer: normospermia, ósea que él ahora está bien y la que tiene la ”tara” soy yo! Para empezar la primera FIV teníamos que ver si mi FSH había bajado algo ya que durante 2 meses seguidos (noviembre y diciembre) la FSH el día 4 del ciclo eran 37 y 34. Así que una vez me bajó la regla, pedí la cita. La FSH el día 1 estaba en  14 y el estradiol  en 17. El quiste ya no estaba así que fuimos adelante y el día 2 empezamos a poner las banderitas! Que ilusionada estaba! (ojo a lo que escribía antes con lo de que si la FIV iba contra mis creencias). Por fin empezaba la cuenta atrás! Mi sueño estaba cada vez más cerca! Después de 4 días de 300 de gonal, en la primera eco NADA, ni un folículo! Allí el médico nos dijo que la decisión de seguir o cancelar era nuestra…

Ahhh no he mencionado que el tratamiento que me iba a hacer en el instituto especializado en la baja reserva ovárica el de ir acumulando los ovocitos salió como estudio, y que necesitaban voluntarias con baja respuesta ovárica. La noticia justo me llego el día de mi cumple (será un regalo de cumpleaños?). Me puse en contacto con ellos y en seguida me mandaron los papeles para rellenar. El mismo día se puso en contacto conmigo el famoso doctor y me dijo que para entrar en el estudio había que pasar al menos por un ciclo de FIV. Le dije que justo iba a empezar uno en Madrid y que si no funcionase ese me iba a contar? Dijo que si- pero lo ideal sería que me quedara embarazada con ese intento (jejeje). Así que en caso de que no iba a funcionar mi primera FIV ya tenía en mente entrar en el estudio de “acumulación de ovocitos”.

…Después de mi primera eco como la cosa no iba bien, llamé al doctor de Alicante para ver si me aconsejaba cancelar o seguir con el ciclo en Madrid. La enfermera (un encanto por cierto) me dijo que llevaba pocos días todavía pinchándome y que siguiera unos días más, que estaba claro que no iba a haber mucho ya que estoy diagnosticada de baja reserva pero con unos días más a ver qué pasaba. Pues seguimos 5 días más, en total 9, pero nada, ningún folículo! Primera FIV cancelada por nula respuesta. Así terminó mi primer intento. Y esa es mi historia que como veis acaba de empezar en el mundo infertil…

♥ ¿TENÉIS UN DIAGNÓSTICO DE INFERTILIDAD? ¿CUAL?

Al principio pensábamos que el problema era solo masculino: oligoastenoteratozoospermia severa, pero al repetir el seminograma 4 años después milagrosamente se convierte en normospermia. Yo: Baja reserva ovárica (casi indetectable: AMH 0,06 yFSH 34) y baja respondedora.

¿OS HABÉIS SOMETIDO A ALGÚN TRATAMIENTO? CUÉNTANOS TU EXPERIENCIA

Primera FIV cancelada por nula respuesta. Experiencia? Casi ni me enteré por desgracia 😦

¿CÓMO HA SIDO EL APOYO QUE HABÉIS RECIBIDO? ¿HABÉIS NOTADO EMPATÍA O TODO LO CONTRARIO?

La verdad que todavía no he salido del armario de la infertilidad demasiado. Sabiendo que el problema no pinta nada bien, no sé porque pienso si se lo cuento a la gente les voy a dar pena. Se lo conté a mi madre pasadas navidades y su respuesta fue: es que los hijos hay que tenerlos siendo joven. Para su defensa (que sus palabras fueron bastante duras-así de fríos somos la gente de esos países fríos jeje): mi madre es de un pueblo pequeño de la Europa del este donde la media edad para tener hijos hasta hace poco era de 23 años, mis amigas del pueblo (de mi edad) ya tienen hijos adolescentes). Ella se casó con 19 y me tuvo con 21 años y a mi hermano con 23, que alguien con 36 años no pueda tener los hijos le parecerá algo “normal” desgraciadamente.

¿CUAL SERÍA VUESTRO CONSEJO HACIA OTRAS PAREJAS? ¿Y HACIA SUS FAMILIARES Y AMIGOS?

Una frase que se ha vuelto mi mantra con esta situación: “Si el plan A no funciona, siempre hay un plan B”. Nunca dejes de luchar por tu sueño. Se pasa por momentos muy duros, mucho lloros, mucha rabia… pero hay que saber reponerse, volverse a levantar, buscar otros caminos.

HoneyGirl…  Madre mía, ¡vaya historia! No es fácil darse de bruces con la infertilidad, sobre todo cuando ésta viene de golpe a tu vida, sin darte muchas opciones para luchar. Me he sentido muy identificada contigo en muchos aspectos, y te entiendo perfectamente cuando hablas de cuan duro es este proceso, sobre todo cuando las cosas parecen que van a ser de una manera pero luego el curso de las cosas cambian y el gran revés aparece por otro lado casi sin previo aviso… Es como si en nuestra vida se diera un gran punto de giro y nos lleva rodando hacia un terreno desconocido, doloroso y frustrante… Pero no hay que rendirse y eso lo sabes bien. Como dices “Si el plan A no funciona, siempre hay un plan B” y que no hay nada como la sensación de estar continuamente luchando por nuestro sueño… Tú y tu pareja hacéis un gran equipo, y a base de luchar y perseverar alcanzaréis vuestro sueño. Hemos aprendido que el destino no regala nada y que la naturaleza a veces se pone en nuestra contra… pero ni uno ni la otra se van a interponer en nuestro camino ¿Verdad?

Quiero darte las gracias por contarnos tu historia… Ha sido un placer poder leerte, y sobre todo, conocerte. Te deseo la mayor de las suertes en este camino. Y sobre todo, que dentro de poco podamos estar hablando de otras cosas tan anheladas ¡Ya verás que si! ¡Todas lo haremos! 😉

¿OS HA GUSTADO ESTA HISTORIA?
RECUERDA QUE TÚ TAMBIÉN PUEDES CONTAR LA TUYA UNIÉNDOTE A LA #EXPERIENCIAINFERTIL

 

que se perdería el mundo...

cuentame

 

¿He publicado tu historia y te gustaría tener tu insignia #ExperienciaInfertil para ponerla en tu blog? ¡No dudes en pedírmela!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s